Especialidades Médicas- Cirugia


Los bomberos de Londres emiten un comunicado advirtiendo de los riesgos para la salud de imitar ciertas escenas de Cincuenta Sombras de Grey
13 de febrero 2015
Después del estreno en Gran Bretaña el pasado fin de semana de la versión cinematográfica de la novela erótica Cincuenta sombras de Grey, el departamento de bomberos de Londres ha registrado un notable aumento de las intervenciones de emergencia para liberar a personas con dedos y genitales atrapados en todo tipo de objetos.

“No intenten hacer esto en sus casas”.
El departamento de bomberos de la ciudad de Londres advierte que debe “pensarse detenidamente” antes de intentar emular algunas de las escenas de la película, pues podrían tener consecuencias desastrosas. Los responsables del departamento informaron que en 2013-2014 atendieron 472 incidentes con personas con dedos y genitales atrapadas en objetos de todo tipo, a menudo de uso cotidiano. En uno de estos casos, tuvieron que retirar dos anillos de metal del pene de un hombre. Los anillos llevaban tres días y los cirujanos no podían extraerlos: fue necesaria la intervención de los bomberos, que tuvieron que emplear un dispositivo hidráulico especial para cortar metales. Las cifras de incidentes, comentan los bomberos, han ido aumentando año tras año tras la publicación en 2011 del libro Cincuenta sombras de Grey. El departamento de bomberos ha anunciado que irá haciendo públicas las situaciones más embarazosas en su cuenta de Twitter, donde también dan consejos básicos de seguridad.

La campaña “Fifty Shades of Red” (Cincuenta sombras de rojo).
Los bomberos londinenses han lanzado en las redes sociales una campaña de concienciación con la etiqueta cincuenta sombras de rojo (#FiftyShadesofRed), pues cada día reciben más de una llamada para intervenir en situaciones embarazosas. Estas intervenciones han supuesto un coste de unas 400.000 libras esterlinas (unos 539.000 euros) durante los tres últimos años. Desde abril de 2013, los bomberos han intervenido en 14 incidentes con niños con la cabeza encasquetada en inodoros u orinales, 28 casos de personas esposadas y han retirado nada menos que 293 anillos, siete de los cuales todavía insertados en otros tantos apéndices masculinos. Entre los casos más espectaculares está el de un hombre con el miembro insertado en una tostadora, o el de otro con el falo atrapado en una aspiradora. A raíz de lo que se ha denominado “efecto cincuenta sombras” los incidentes con esposas o grilletes parecen haberse disparado, comentan los bomberos. 

El sentido común, el menos común de los sentidos.
El departamento de bomberos de la ciudad de Londres ofrece tres consejos básicos para evitar verse implicado en situaciones embarazosas:

Si algo no parece seguro probablemente no lo es.

Si se utilizan esposas recuérdese tener las llaves a mano.

Dedos y aparatos eléctricos no casan bien, en especial con aquellos dotados de hojas cortantes o ventiladores.

Fuente:   The Telegraph


Comentarios

No se encontraron resultados.

Añadir Comentario

* Este es un espacio de participación entre lectores. Las preguntas no tienen por qué ser respondidas por los expertos obligatoriamente.