Actualidad Médica


¿Qué es la Alopecia Areata?
Autor: Dr. Salvador Giménez - Revisado: 7 de noviembre 2011
En la mayoría de casos de alopecia areata (un tipo específico de alopecia), el cabello se cae en forma de parches redondeados, pequeños, del tamaño de una moneda grande. Muchas personas con esta enfermedad solamente tienen unos pocos parches aislados de alopecia; algunas personas pierden más cabello.

La alopecia areata es una enfermedad que afecta a los folículos pilosos, a partir de los cuales crecen los pelos.

Causas de la alopecia areata

La alopecia areata es una enfermedad autoinmune. Normalmente el sistema inmunitario protege al organismo de las infecciones y otras enfermedades. En una enfermedad autoinmune, el sistema inmunitario del organismo ataca por error a determinadas áreas del propio organismo. En la alopecia areata. El sistema inmunitario ataca a los folículos pilosos.

La causa de la alopecia areata es desconocida, pero parece que los genes juegan algún papel. En las personas cuyos genes les predisponen a la enfermedad, cualquier tipo de desencadenante puede propiciar el ataque del sistema inmunitario sobre los folículos pilosos. Los desencadenantes pueden ser desde virus a cualquier cosa del entorno de la persona.

Cualquier puede padecer alopecia areata, que con frecuencia comienza durante la infancia. Existe un riesgo ligeramente aumentado de padecer la enfermedad si se tiene un familiar cercano que padece alopecia areata.

Signos y síntomas de la enfermedad

La alopecia areata se caracteriza por la pérdida del cabello, parcial o total, que puede asociarse o no a la pérdida del pelo, parcial o total, del resto del cuerpo. El cabello perdido puede volver a crecer, o no, y puede volver a caer de nuevo, o no. Se puede perder más pelo, o la caída del cabello se detiene. De manera que la enfermedad varía de persona a persona y es muy impredecible.

La alopecia areata no produce dolor ni ninguna otra molestia, signo ni síntoma. No puede transmitirse a otros ya que no es una enfermedad contagiosa. Los pacientes con esta enfermedad pueden estar perfectamente sanos. La alopecia areata no acorta la vida, ni afecta las actividades de la vida diaria, familiar, social, escolar, laboral ni profesional.

Tratamiento

No existe cura para la alopecia areata. No hay fármacos que hayan demostrado una eficacia constante en el tratamiento de la enfermedad. Pueden emplearse medicamentos que han sido útiles en unos casos e inútiles en otros. Y el tratamiento es muy individualizado en cada caso particular. Los siguientes fármacos han sido empleados en el tratamiento de la alopecia areata, en ocasiones similares a los que se emplean en la alopecia masculina, aunque ninguno ha demostrado ser totalmente eficaz:

Corticosteroides

Los corticosteroides son fármacos que reducen la inflamación y el dolor. También afectan al sistema inmunitario. Pueden administrarse en tres formas distintas para la alopecia areata:

- Inyección subcutánea
- En forma de comprimidos por vía oral
- Aplicación tópica en forma de crema o ungüento

Fármacos de aplicación tópica sobre la piel:

- Minoxidil al 5%
- Antralina
- Butiléster de ácido escuárico (SADBE) y difenilciclopropenona (DPCP)

Fármacos que afectan al sistema inmunitario:

- Sulfasalazina
- Ciclosporina


Fotoquimioterapia


En la fotoquimioterapia, el paciente recibe un fármaco llamado psoraleno, que es afectado por la luz. El fármaco puede ser ingerido en forma de comprimido, o ser aplicado sobre la piel. Posteriormente, el área con pérdida de cabello es expuesta a una fuente de luz ultravioleta de tipo A (UVA) –la terapia combinada de psoraleno con UVA se conoce también como PUVA.

Terapias alternativas

Algunas personas con alopecia areata prueban otros tratamientos. Entre estas alternativas se encuentra la acupuntura, la aromaterapia, el aceite de prímula, suplementos de zinc y vitaminas, fitoterapia china, etc. Ninguna de estas terapias alternativas ha sido estudiada en ensayos clínicos y pueden ayudar, o no, a hacer crecer el cabello perdido.

Vivir con alopecia areata

Convivir con la alopecia areata no es fácil, aunque existen algunas cosas que se pueden tener en cuenta para convivir con los efectos de la enfermedad:

- Aprender lo máximo posible sobre la enfermedad
- Hablar con otros que tienen el mismo problema
- Valorar lo que uno es por sí mismo, no por la cantidad de pelo que uno tiene o no tiene
- Consultar con un psicoterapeuta, si es necesario, para potenciar una autoimagen positiva.

Para reducir las molestias o los peligros físicos que puede producir la pérdida del cabello se pueden tener en cuenta las siguientes recomendaciones:

- Emplear filtros de protección solar para el cuero cabelludo, la cara y la piel expuesta al sol
- Llevar gafas o gafas de sol para proteger los ojos del sol, el polvo y contaminantes aéreos si se han perdido los pelos de cejas y pestañas
- Llevar gorros, gorras o sombreros para proteger el cuero cabelludo del sol y mantenerlo caliente en invierno
- Aplicar ungüentos con antibiótico en el interior de las fosas nasales para mantener un control sobre los microorganismos que entran por la nariz si se han perdido los pelos de las fosas nasales

Algunas recomendaciones para reducir los efectos de la enfermedad sobre el aspecto personal:
- Ponerse un peluquín, una gorra, un gorro
- Aplicar polvo de color, crema o lápiz sobre el cuero cabelludo y hacer menos visible el parche de alopecia
- Emplear un lápiz de ojos para dibujar las cejas




Comentarios

Krats
2014-02-07 07:15:39
Buenas.- Quisiera saber si existe la posibilidad de realizarce un implante de cejas.ya que soy un pasiente de alopecia areata con la perdid de cabello en todo el cuerpo pero solo quisiera recuperar el cabello de mis cejas


Añadir Comentario

* Este es un espacio de participación entre lectores. Las preguntas no tienen por qué ser respondidas por los expertos obligatoriamente.